martes, 22 de julio de 2014

miércoles, 16 de julio de 2014

¿ Cumplirá la era Santos su pendiente con el deporte ? - El CONPES de Juegos Nacionales 2015

                                             

¿ Está reelegido el proceso deportivo en este gobierno ? 
Reforma pendiente acumulada


Nueva Ley del deporte ... otra de las tantas reformas en que se comprometió el gobierno colombiano  2014 - 2018  dirigido por el presidente más endeudado políticamente en la historia electoral.

Coldeportes anunció la presentación del Proyecto de Ley del Deporte este 20 de julio en el inicio de la Legislatura con nómina de congresistas 2014 - 2018. ¿Será presentada la iniciativa ? 

"Los Estados menos transparentes y menos eficientes, tienen más leyes". 


 
Escrito por Hernando Ayala M.  Periodista. INSPIRE - DEPORTE VISIBLE 2020. 
  • CONPES de Juegos Nacionales y Paranacionales asigna 215 mil millones de pesos.

Ningún inquilino de la Casa de Nariño, sede del gobierno colombiano,  se tomó tantos retratos con campeones del deporte nacional, ni se envolvió tantas veces en la bandera para proclamar como propias victorias deportivas de atletas por Colombia. Juan Manuel Santos tiene todos los réditos políticos por cuenta del deporte, que ya hubieran deseado sus antecesores. Así lo podrá reclamar con la boca llena en su rendición de cuentas del deporte en agosto 1 a las 8am en RTVC,  para cerrar su primer gobierno. Cobrará una vez más el cuarto de hora del fútbol con la Selección Colombia de la era Pékerman, a quién le debe mucho de su reelección pues el ánimo de unidad de los colombianos con las victorias del mundial, cambió desde el día del 3 a 0 frente a Grecia en  2014. Santos ha apostado duro, pero qué tanto le ha dado de verdad al deporte. ¿Suficiente?, son muchas las reservas sobre la proporción de los beneficios y los niveles de inversión.   

El primero en la jerarquía del sistema asociado de deporte en Colombia, el presidente del Comité Olímpico Colombiano, Baltazar Medina, redunda en elogios y reconocimiento al gobierno por los apoyos a la alta competencia durante los recientes cuatro años, los más fértiles en el proceso deportivo nacional en los recientes 18 años, periodo en el que se gestó esta "revolución del alto rendimiento" que nos hizo declaramos potencia deportiva.  "Hemos tenido recursos y apoyo del gobierno, que nos han permitido llegar hasta estos logros", decía Medina en declaración radial luego del triunfo de Nairo Quintana en el Giro de Italia y en repetidas ocasiones anteriores. 


La mayoría de los dirigentes deportivos, sin desconocer la realidad de los avances deportivos del país, difícilmente reafirman el manifiesto del presidente del deporte federado.  Hoy los Juegos Nacionales 2015, cumbre del sistema deportivo de alta competencia colombiano, permanecen en la eterna incertidumbre y discusión sobre la falta de recursos, con todo y el Conpes por 215 mil millones promulgado por el gobierno.  2014, hoy a 15 meses de los más importantes Juegos Olímpicos de la historia para Suramérica, tuvo menos recursos que las dos vigencias anteriores, para el sistema, pues el 65% del presupuesto fue asignado a construcciones deportivas, en algo que los críticos denominan "mermelada deportiva" reeleccionista. 

El segundo gobierno Santos, el más endeudado de la historia para los comentaristas políticos, tiene su saldo con el deporte proceso social colombiano, la política pública deportiva que aún no alcanza la relevancia en las altas decisiones del Estado, que se ha ganado a pulso como todo lo que ganan nuestros campeones. Estamos saliendo de la fiebre de un mes del fútbol, negocio deportivo que tiene su situación resuelta y poco o nada dependen del proceso político del deporte, salvo los avales fáciles de obtener con un sistema político ávido de protagonismo y fotos al pie de los campeones. 

Baja la espuma y el frenesí del fútbol y es obligatorio retomar la realidad deportiva colombiana. Los compromisos del nuevo periodo gubernamental,  la reforma legal a la estructura deportiva, una de las tantas no prioritarias en el cúmulo de reformas represadas en la era Santos.  La definición de un rostro fiscal propio para el deporte. No es nada fácil lograr lo que se necesita para reconocernos como una verdadera potencia en desarrollo deportivo e inclusión social a través del deporte, herramienta de paz, pensando en la mayor expectativa de negocio y rentabilidad social que pueda haber en este tiempo,  el cacareado proceso pos conflicto, hoy irreversible con la obligación que tiene este gobierno de pactar el cierre del conflicto armado.  El deporte será determinante en esa fase hacia la construcción de la paz. 

Las cartas del jugador de póker comenzarán a destaparse en cuenta de cobro a su seriedad con la política pública deportiva, con la designación de la burocracia gubernamental en el sector, comenzando por el titular de Coldeportes que ya reclaman los predadores del negocio electoral.   ¿ Habrá continuidad para el proceso de estos cuatro años ? ¿ Continuará el actual director de Coldeportes, reconocido por todo el sistema como autoridad del sector ? El ajedrez burocrático de Santos y sus deudas electorales, lo dirán.  

CONPES Juegos Nacionales y Paranacionales 2015.  Por ahora el gobierno asignó 215 mil millones de pesos mediante documento Conpes aún sin numerar, que “declara la importancia de proyectos de inversión en Juegos Nacionales e Internacionales en Colombia y, en Juegos Nacionales y Paranacionales en el país”, promulgado el 3 de julio.

• El Conpes asegura $215 mil millones para los Juegos Deportivos Nacionales y Paranacionales que se harán en 2015 en Chocó y Tolima ¡Y que nos prepararán para los Olímpicos de Rio!

• Los Juegos generarán 3.600 empleos. Chocó podría tener ingresos por $10 mil millones y Tolima por $20 mil millones.

• Quedarán con 23 obras construidas y 7 adecuaciones, para impulsar el deporte, que es salud y sobre todo unidad.

Repasemos el contenido difundido en la Revista Olímpica, escrito desde acá, sobre por dónde va el proceso de construcción participativa de una nueva Constitución, carta fundamental, marco legal del deporte colombiano. En el siguiente número de la Revista, hablaremos sobre compromisos y retos en el nuevo Plan Nacional de Desarrollo 2014 - 2018, segundo bajo el timón Santos. Veamos entonces cómo va el proceso de la nueva carta normativa del deporte colombiano. 

El Estado Social

Una Ley, un sistema, una cultura del derecho al deporte

¿Cuántos colombianos realizan buenas prácticas en deporte, actividad física y recreación como uso saludable del tiempo libre?. En el centro urbano que es Bogotá, con toda la oferta institucional que hay en el gobierno con más recursos  para el cumplimiento de este derecho, la política pública sobre deporte, recreación y actividad física escrita hace cinco años, dice que uno de cada dos habitantes de la ciudad, realiza algún grado de actividad física. La mitad de la población está inactiva en la metrópoli. El dato oficial del mapa nacional de población en actividad física, no es conocido. 

El derecho al deporte, la actividad y educación física, la recreación y uso saludable del tiempo libre, es asunto de salud pública en el mundo discapacitante de hoy. El sedentarismo y la adicción tecnológica, son enemigos principales del ser humano en sociedades contemporáneas.  Un antídoto contra esa pandemia  es la actividad física que en el proceso social es identificada con el concepto genérico de  deporte. 

El deporte, su práctica y su disfrute fue asunto de nobles alguna vez en sociedades no democráticas, actividad para élites excluyentes. El circo popular para el vulgo era espectáculo de destrucción humana de inferiores sociales,  como los esclavos.  Luego fue evolucionando la participación hacia la popularización como el caso del fútbol que es la potencia espectáculo masivo hoy, muestra del alcance del deporte mercantilizado. 

El paradigma universal hoy, deporte inclusivo y accesible para todos en proceso social, plantea que no se puede dejar a nadie por fuera de este derecho. El deporte y la actividad física no deben ser factor de discriminación, exclusión, elitismo, privilegio por ninguna razón en ninguna sociedad.  El nuevo paradigma que sigue englobando todo el proceso social en la acepción deporte,  habla  de que este derecho es inclusivo y accesible para todos  en las sociedades democráticas, libres. 

Colombia debe estructurar un Sistema Nacional funcional que articule toda la capacidad para hacer al derecho proceso social en el cumplimiento de la garantía constitucional para priorizar la práctica deportiva, actividad física como hábito permanente con fuerza de cultura de vida saludable, convivencia y paz. Antítesis de conflicto social, político  y de guerra. 

Un Sistema para la inclusión 

¿Cómo construir una  articulación verdadera, efectiva, coherente y medible  en resultados de ejecución de política pública con todos los actores relevantes involucrados en el proceso a través del ciclo vital?  Esa es la pregunta que pretende ser resuelta con la construcción colectiva de una Ley.  Ojalá  la participación deliberativa  pasara a  participación decisoria de todos los miles de colombianos que han volcado su voluntad en esta convocatoria. Un lugar común se le escuchó al anunciador en el cierre de la mesa facilitada por Coldeportes, Comité Olímpico y las Federaciones en Bogotá: "Ustedes inscriban sus propuestas que luego un comité de técnicos expertos decidirá".  

En Colombia por tradición santanderista, cada que se quiere ocultar y silenciar un problema, que no resolverlo, la respuesta es crear una Ley. Luego lo instrumental, una dependencia, una comisión, una autoridad burocrática que reparta. No hay formación de cultura que es lo esencial en el proceso de desarrollo humano y social.  Leyes escritas sin cumplir es la costumbre.  

La actual carta fundamental del deporte colombiano es la Ley 181 de 1995, cuyo espíritu fue crear y hacer funcionar un Sistema Nacional del Deporte, la recreación, el aprovechamiento del tiempo libre, la educación extra-escolar y la educación física.  Pasaron 20 años, el deporte de alto rendimiento, la cúspide de la pirámide del proceso, avanzó. En los foros internacionales del deporte, anunciamos con henchido orgullo  que tenemos un modelo para exportar que nos permite vernos como potencia deportiva.  Evidente progreso con todas las limitaciones y escasez  de recursos. El tema no es prioridad en política pública y carece de rostro en la estructura fiscal del Estado. El sistema productivo, la empresa privada mantiene una marcada indiferencia con este factor de desarrollo social. 

En otra parte, se escuchan lamentos de los hermanos pobres de la familia. "Todo es para el deporte", pero al deporte le falta mucho para alcanzar la realidad óptima.  La actividad y educación física, la recreación  y la inclusión para el uso saludable del tiempo libre, permanecen abandonados y excluídos, dicen los activistas, organizaciones, actores de proceso en estos temas.  La cultura física  en medio de todos los esfuerzos, no alcanza los niveles óptimos deseables. 

Pilares de una nueva Ley para garantizar un derecho social

El primer cambio está sobre el nombre, denominación de la norma como la "Ley del deporte, la actividad y educación física y  la recreación.  

Finanzas suficientes y permanentes para la política pública. La financiación pública del derecho al deporte, actividad física y recreación, es débil en la mayor parte del territorio colombiano. Los recursos públicos y privados para el alto rendimiento deportivo son insuficientes.  Los presupuestos del gasto social, son los primeros a los que echa mano el gobierno central para recortar y tapar huecos fiscales. Blindar unas finanzas fortalecidas es punto central de la propuesta legislativa. 

Deporte asociado autónomo y autosostenible. La realidad ideal del fútbol, no es posible en el 90% de las disciplinas deportivas. Existe una sociedad civil del deporte débil, dependiente de un esquema asistencialista. No hay capacidad desarrollada, cultura de autogestión,  ni reglas de juego que permitan lograr independencia, autonomía y sostenibilidad. La base del sistema nacional, la participación decisoria y efectiva del deporte asociado, es débil. 

Seguridad y protección social del deportista.  Escrita de manera amplia en la Ley 181 del 95, nunca se cumplió, ni fue aplicada ni desarrollada.  Es la gran incógnita  del  sistema y no hay claridad sobre el tema. Apenas en mayo de 2014 los futbolistas profesionales lograron un acuerdo en seguridad social con los responsables del más rentable de los deportes en Colombia. Todo el deporte competitivo está pendiente de esta garantía.  Alguna propuesta habla de una posible renta mediante una estampilla para un fondo de protección social del deportista. 

Inclusión, Equidad, Diversidad y Accesibilidad al deporte. El nuevo marco legal debe ajustar el reconocimiento, participación y garantías en condiciones de equidad para la diversidad de expresiones en la práctica deportiva, recreativa y actividad física con enfoque diferenciado para poblaciones como las personas con discapacidad. 

Ciencia, investigación y deporte. La inclusión de las ciencias del deporte en el sistema de alto rendimiento es un pendiente por resolver en la ley. Piden asignar responsabilidades a los organismos del Sistema Nacional del Deporte frente al apoyo a las ciencias del deporte. 

Educación Física. La base en la formación para el goce efectivo de este derecho, siempre ha estado en entredicho. La educación física no tiene dolientes en las decisiones políticas ni quien haga cumplir su cobertura y calidad en el sistema educativo.  

Son algunos de los aspectos centrales de la consulta realizada en el país, insumos para la construcción del proyecto de nueva Ley del Deporte que será presentado en la nueva legislatura a partir del 20 de julio de 2014. De una nueva norma puede resultar que la gestión profesional del deporte se fortalezca  en los niveles de competencia, pero el proceso social que garantice en todas las instancias del Estado el goce efectivo de este derecho inclusivo y accesible para todos, no tiene claro su desarrollo en la política pública ni como prevención en salud, convivencia y paz.  Nadie tiene clara aún una reforma estructural del Sistema Nacional de Deporte, Recreación, Actividad y Educación Física,  que garantice este derecho inclusivo y accesible para todos. 


¿ Funciona un Sistema Nacional del Deporte en la realidad ? 

En la Ley marco del deporte colombiano, 181 de 1995, el Sistema Nacional del Deporte es el conjunto de organismos, articulados entre sí, para permitir el acceso de la comunidad al deporte, la recreación, el aprovechamiento del tiempo libre, la educación extraescolar y la educación física. La comunidad del sistema en su mayoría dice que no ha existido tal proceso articulado durante estos 20 años.  
El deporte está definido en la Ley colombiana como  "... la específica conducta humana caracterizada por una actitud lúdica y de afán competitivo de comprobación o desafío expresada mediante el ejercicio corporal y mental, dentro de disciplinas y normas preestablecidas orientadas a generar valores morales, cívicos y sociales". 

Tan solo el deporte, la expresión cumbre del rendimiento físico, cúspide del proceso social del movimiento y actividad física,  tiene en su infinita diversidad  las siguientes dimensiones definidas en la legislación vigente:

Deporte formativo. Tiene como finalidad contribuir al desarrollo integral del individuo. Comprende los procesos de iniciación, fundamentación y perfeccionamiento deportivos. Tiene lugar tanto en los programas del sector educativo formal y no formal, como en los programas desescolarizados de las Escuelas de Formación Deportiva y semejantes. 

Deporte social comunitario. Es el aprovechamiento del deporte con fines de esparcimiento, recreación y desarrollo físico de la comunidad. Procura integración, descanso y creatividad. Se realiza mediante la acción interinstitucional y la participación comunitaria para el mejoramiento de la calidad de vida. 

Deporte universitario. Es aquel que complementa la formación de los estudiantes de educación superior. Tiene lugar en los programas académicos y de bienestar universitario de las instituciones educativas definidas por la Ley 30 de 1992. Su regulación se hará en concordancia con las normas que rigen la educación superior. 

Deporte asociado. Es el desarrollo por un conjunto de entidades de carácter privado organizadas jerárquicamente con el fin de desarrollar actividades y programas de deporte competitivo de orden municipal, departamental, nacional e internacional que tengan como objeto el alto rendimiento de los deportistas afiliados a ellas. 

Deporte competitivo. Es el conjunto de certámenes, eventos y torneos, cuyo objetivo primordial es lograr un nivel técnico calificado. Su manejo corresponde a los organismos que conforman la estructura del deporte asociado. 

Deporte de alto rendimiento. Es la práctica deportiva de organización y nivel superiores. Comprende procesos integrales orientados hacia el perfeccionamiento de las cualidades y condiciones físico-técnicas de deportistas, mediante el aprovechamiento de adelantos tecnológicos y científicos. 

Deporte aficionado. Es aquel que no admite pago o indemnización alguna a favor de los jugadores o competidores distinto del monto de los gastos efectivos ocasionados durante el ejercicio de la actividad deportiva correspondiente. 

Deporte profesional. Es el que admite como competidores a personas naturales bajo remuneración, de conformidad con las normas de la respectiva federación internacional.     Escrito por Hernando Ayala M.  Periodista.


Conpes aprueba 215 mil millones de pesos para Juegos 

Deportivos Nacionales y Paranacionales

 Presidencia de la República
• El tercer documento Conpes declara "la importancia de proyectos de inversión en Juegos Nacionales e Internacionales en Colombia y, en Juegos Nacionales y Paranacionales en el país”, destacó el Presidente Santos. 

Bogotá, 3 jul (SIG). El Presidente Juan Manuel Santos informó que el Gobierno destinará 215 mil millones de pesos para los Juegos Deportivos Nacionales y Paranacionales.

Explicó el Presidente Santos que los recursos fueron aprobados en el tercer documento del Conpes, de cinco, analizados hoy jueves en el Consejo Nacional de Política Económica y Social, liderado por el Jefe de Estado.

“El Conpes asegura $215 mil millones para los Juegos Deportivos Nacionales y Paranacionales que se harán en 2015 en Chocó y Tolima. Y dijo que dichas justas serán de gran aporte para abordar los Olímpicos de Rio.

En su intervención el Mandatario enfatizó la importancia de los juegos, y dijo que generará miles de empleos para las regiones anfitrionas.

“Los Juegos generarán 3.600 empleos. Chocó podría tener ingresos por $10 mil millones y Tolima por $20 mil millones”.

Destacó el desarrollo para dichas regiones en el sector de infraestructura deportiva, porque según Mandatario, “quedarán con 23 obras construidas y 7 adecuaciones, para impulsar el deporte, que es salud y sobre todo unidad”, concluyó el Mandatario.

Finalmente, señaló que el tercer documento Conpes declara “la importancia de proyectos de inversión en Juegos Nacionales e Internacionales en Colombia y, en Juegos Nacionales y Paranacionales en el país”.

 

Estamos Construyendo el Significado y la Narrativa de la Comunicación, Periodismo, Televisión Inclusiva donde no existe Deporte Invisible ni Audiencias Excluídas.  

       
 Deporte Visible 2020 - Sociedad para Todos Premio BID Inclusión. 

miércoles, 2 de julio de 2014

Un Plan de diez años contra la violencia en el fútbol, veinte años después de Andrés Escobar julio 2 de 1994 - D2020 020714

                                           

Una Política para una Cultura


Fútbol para la Vida  

  • Un Plan Decenal contra la violencia en la mayor pasión de multitudes.
  • "Sería presentado en Brasil el Plan Decenal del Fútbol", voz a voz mediático.
  • "La vida no termina en un partido de fútbol", Andrés Escobar. 
  • Veinte años de impunidad 
Escrito por Hernando Ayala M.  Periodista 

“No existe un elemento que una más a Colombia que el fútbol, y no hay nada mejor para erradicar la violencia y dar oportunidades” Gobierno de Colombia. 




Andrés Escobar, "El Caballero de la Selección". Su memoria nos revive hoy veinte años de una vergüenza colombiana, que no será borrada en la historia del fútbol ni como sociedad. Algo que no debió ocurrir.  

"La vida no termina en un partido de fútbol" fue el mensaje que legó a la decencia colombiana, pocos días antes de su atroz asesinato el 2 de julio de 1994, cuando se había cortado el primer gran sueño con la Selección, el Gran Símbolo Nacional que hoy nos tiene soñando con pies en tierra, en una posible victoria pasado mañana 4 de julio, ante el otrora intocable Brasil. 

Fue también en julio, en 1994, que un sueño de gloria terminó en horrible pesadilla. A Andrés Escobar le cortó la vida en el mejor momento de su carrera a los 27 años, la matonería y cultura mafiosa que hoy sigue atentando contra la vida en cada celebración de un triunfo de la Selección. Cómo sin ese rasgo perverso, no fuésemos capaces de convivir. En el fútbol y en todo, ¡hay que seguir protegiendo y cuidando la vida, en una cultura violenta que aún no supera su conflicto !. Hay que tener sumo cuidado en donde quiera que se observa ese estado mental. Pasaron veinte años y la justicia perdió como acostumbrada a perder, otro de tantos partidos que sigue perdiendo con la impunidad, el desorden y la corrupción que la carcome. ¿ Será que aprendemos ?.   Por sobretodo, la Vida es el bien supremo. Este viernes 4 de julio, Ganemos como soñamos o perdamos como también está en la probabilidad, la Vida no está en juego. Ni en una celebración, desbocada ni en una derrota con menos razón.

¿ Con violín o con guitarra ? 


Los significados e instrumentos se han transformado en alguna medida con el fútbol.  Una cosa es con violín y otro el tono con guitarra. El Plan 2014 - 2024, una política pública contra la violencia en el fútbol, sería presentado este jueves 3 de julio en Brasil.   Hoy el fútbol, su gobierno particular en el medio colombiano,  tiene otro comportamiento a pesar de que en su rancho, allá en el fondo, prevalezcan prácticas que minan su reputación como organización deportiva en el mundo. No es gratuita la animadversión que hoy pende sobre el gobierno mundial del fútbol. 

En aquellos tiempos la discutida FIFA, oráculo de las decisiones en el negocio fútbol, una de las multinacionales más rentables desde el deporte,  amenazaba con someter al Estado a sus designios y leyes privadas supranacionales.  Para FIFA  no valía Naciones Unidas, no valían tratados internacionales,  no contaban leyes nacionales.  Estaban por encima de todas y su palabra era un designio irrefutable.  "Si no se acogen a nuestras normas, serán desafiliados" era el talante de las amenazas que blandían sobre cada gobierno sometido a sus caprichos. En Colombia ese era el lenguaje que usaban los imperturbables dirigentes del fútbol convencidos de su poder. 

Eso cambió, según el gobierno, que logró sentarlos para construir como debe ser, una política pública de prevención y supresión de la violencia en el entorno del negocio fútbol. No existía responsabilidad social. Ellos sólo miraban su registradora monetaria, como en un paraíso fiscal, mientras el Estado tenía que lidiar solo con todas las lacras sociales de la violencia, el barrismo incendiario y la cultura de matoneo en el fútbol. 

El fútbol como fenómeno cultural de hondo impacto social, tiene que ser gestionado y tramitado en esa dimensión y así se sentaron a construir un procedimiento colectivo, público. Hay documentos elaborados de manera participativa con la diversidad de actores  y está por verse el texto de esa política para mirar hasta donde está ajustada a las necesidades y la realidad de proceso transformador. El primer documento sobre el fenómeno social fútbol, presentado en febrero de 2014 (Ver enlace) anunció el documento Plan Decenal 2014 - 2024 que al parecer sería presentado por el gobierno este jueves 3 de julio en territorio de Brasil, la víspera del partido más importante de Colombia en su historia como Selección Nacional de Fútbol en un mundial FIFA. ¿Debe ser allá o debe ser acá, con todos los involucrados?. Habrá que esperar para saber.  (Ir a enlace documento parte 1) .  




http://www.dimayor.com/poderdelfutbol/

La siguiente Información Gubernamental sobre el Plan 

27 febrero, 2014

Plan Decenal para buscar un Fútbol en Paz

Mediante una iniciativa del Ministerio del Interior y la Revista Semana, se reunieron las diferentes autoridades para exponer los avances y futuros proyectos del Plan Decenal para la Seguridad, Comodidad y Convivencia en el Fútbol 2014 – 2024.
Al evento asistieron el Ministro del Interior Aurelio Iragorri, el Presidente de la DIMAYOR Ramón Jesurun, el Presidente de la Federación Colombiana de Fútbol Luis Bedoya, el Director de Coldeportes Andrés Botero, el General de la Policía Rodolfo Palomino, el Defensor del Pueblo y miembro de la Comisión Arbitral Jorge Armando Otalora, invitados internacionales como Harold Mayne Nicholls expresidente de la Federación de Fútbol de Chile y reconocidos futbolistas como Carlos “El Pibe” Valderrama y miembros de las barras, quienes realizaron aportes e intervenciones para que el Plan Decenal siga mejorando y continúe su camino hacia el gran objetivo que es el Fútbol en Paz.
Tras un estudio y encuestas realizadas por el Ministerio del Interior, determinaron que el fútbol es una herramienta indispensable para lograr la paz. “No existe un elemento que una más a Colombia que el fútbol, y no hay nada mejor para erradicar la violencia y dar oportunidades” destacó el Ministro Iragorri durante su intervención.
Asimismo, el Presidente de la DIMAYOR, Ramón Jesurun resaltó el gran compromiso que existe por parte de las autoridades del fútbol y gobierno para que se cumplan los objetivos: “esta iniciativa del Plan Decenal va a ser bien recibida por los colombianos, porque es un gran proyecto donde todos estamos comprometidos”.
De igual manera, el Presidente Jesurun dijo: “lamentablemente hoy nos tenemos que reunir para buscar la paz dentro del fútbol, pero no debería ser así porque el fútbol en sí debería ser paz, recreación y diversión”.
Por su parte, el Presidente de la Federación Colombiana de Fútbol, Luis Bedoya dijo: “somos conscientes de la cantidad de problemas, sobretodo sociales, que tiene el fútbol, pero con el Plan Decenal buscamos mejorar y reglamentar este deporte”.
“El Pibe” Valderrama en su intervención hizo un llamado a los aficionados para el buen comportamiento dentro de los escenarios deportivos: “sí voy a ver fútbol es a divertirme, los problemas de violencia son culpa de nosotros mismos, no de la policía o las autoridades, somos los hinchas quienes generamos la violencia y debemos cambiar estos comportamientos, tenemos que ir a los estadios a divertirnos”.
Este proyecto busca hacer del fútbol un espectáculo deportivo integrador, cohesionador y transformador de la comunidad, que cuente con normas de inclusión, respeto, convivencia y responsabilidades sociales.
Andrés Escobar participó en dos mundiales con Colombia: Italia-1990 y USA-1994.

Conoce más sobre el Plan Decenal de Fútbol 

El Gobierno sigue atento a las medidas y acciones para fomentar la convivencia entre hinchas y aficionados del fútbol. Por eso, a través del Ministerio del Interior se avanza en la creación del Plan Decenal de Seguridad, Comodidad y Convivencia, una herramienta que permitirá compartir el fútbol en paz. ¿Qué quieres saber sobre la gestión del Gobierno para prevenir la violencia en el fútbol?
El Plan Decenal busca unificar y dar a conocer toda la normatividad (leyes, decretos y circulares) y darlas a conocer a través de un plan de comunicación, articulado en la convivencia y cultura ciudadana alrededor del fútbol. Contienes líneas de acción a seguir a corto, mediano y largo plazo, enfocados en temas de infraestructura, administrativas y lo más importante: la convivencia y la seguridad en el fútbol, buscando armonía en los estadios.

Un plan construido por hinchas, dice el gobierno

La Comisión de Seguridad, Comodidad y Convivencia en el fútbol avanza en mesas de trabajo con los líderes de las barras, los oficiales de seguridad de los equipos del fútbol profesional, los comandantes de la policía, representantes de autoridades locales, directores técnicos, representantes de los medios de comunicación, jugadores, dirigentes y amantes del fútbol en general, para analizar los principales puntos que debe contener el documento del Plan Decenal 2013-2023.

¿Quiénes construyen el Plan Decenal de Convivencia en el Fútbol?

  • Barras y aficionados al fútbol
  • Policía Nacional.
  • Medios de comunicación.
  • Representantes del fútbol (Directores Técnicos, exfutbolistas y dirigentes).
  • Gobiernos Municipales.
  • Comisión Nacional de Seguridad, Comodidad y Convivencia en el Fútbol.

¿Quiénes conforman la Comisión de Seguridad, Comodidad y Convivencia en el fútbol?

  • Ministerio del Interior, 
  • Ministerio de Educación 
  • Ministerio de Cultura 
  • Unidad de Gestión del Riesgo
  • Federación Colombiana de Fútbol
  • Coldeportes
  • Dimayor 
  • Policía Nacional

Policía le marca goles a la violencia

Con los programas ‘Jóvenes a lo bien’ y ‘Barras con futuro’ La agente Flor Alba Cómbita y el intendente Rubén Darío Valencia González intentan contrarrestar la violencia que se ha tomado el fútbol y que se ha extendido más allá de los alrededores de estadios hasta llegar a sus propias casas.
Los uniformados están entrenando a sus pupilos para que encuentren en el estudio y el trabajo distintas alternativas que les permitan salir de la pobreza y, de paso, mejorar la seguridad en las ciudades.
Flor Alba desarrolla su labor en el barrio Kennedy, en el suroccidente de Bogotá. “Los jóvenes adelantan distintos estudios, como la tecnología en entrenamiento deportivo, promoción de los diferentes grados de bachillerato en el colegio Emaus; cursos de call center, auxiliares en sistemas y auxiliares de cocina en el Sena; clases de screen, graduación de jóvenes con la Universidad Distrital en herramientas prácticas para la elaboración de proyectos…”.
Por su parte, el intendente Valencia se la juega por los muchachos de Cali.
“Empezamos a trabajar con los jóvenes pandilleros y a realizar gestiones interinstitucionales para brindarles capacitación laboral con el Sena, apoyo psicosocial, alimentación auto sostenible, capital semilla, ocupación del tiempo libre en cultura y deporte, proyecto de vida y acompañamiento en la generación de espacios de resolución de conflictos”.

Estatuto del Hincha

  • El objeto de este estatuto es promover la convivencia en el fútbol profesional en Colombia, proteger los derechos del aficionado y el cumplimiento de sus deberes.
  • Respeto a las diversas manifestaciones culturales de los hinchas
  • Respaldo a los proyectos deportivos, sociales, ambientales, culturales y productivos de las barras organizadas
  • Firmeza en las sanciones a los hinchas que alteren el normal desarrollo de los partidos de fútbol y que atenten contra la seguridad y la convivencia.
  • La Ley 1270 de 2009 creó la Comisión Nacional para la Seguridad, Comodidad y Convivencia en el Fútbol – CNSCC, presidida por el Ministerio del Interior, como la máxima autoridad nacional para definir las políticas en la materia.
  • La Ley 1270 de 2009 establece que la Comisión Nacional para la Seguridad, Comodidad y Convivencia en el Fútbol – CNSCC, debe diagnosticar las causas de la violencia en el fútbol y proponer soluciones acordes con las expresiones del barrismo social.
  • Que según el Acuerdo para la Prosperidad en el fútbol APP26, se estableció que la Comisión Nacional de Seguridad, Comodidad y Convivencia en el Fútbol, promoverá mesas de trabajo que traten específicamente el tema del barrismo en  Colombia, orientadas a consolidar una política pública de barrismo social.
  • La Ley 1270 de 2009 establece que la Comisión debe desarrollar actividades que promuevan la convivencia, participación y ejercicio de la ciudadanía acorde con los pilares del barrismo social, los cuales están en los planos educativo, cultural, económico, político, social, deportivo-recreativo y  ambiental.
  • El Ministerio del Interior lideró entre abril del 2011 y abril del 2012 reuniones en 19  ciudades con las Alcaldías, Policía y Clubes y 30 mesas de trabajo de barrismo social con las barras organizadas de 19 clubes, convocando directamente más de 800 hinchas y participantes, con el objeto de dar espacio a la participación ciudadana y plasmar en este decreto lo expresado por las autoridades y los aficionados.
  • Se define Barra Organizada como un grupo de aficionados que se asocie bajo cualquiera de las modalidades legales vigentes, como persona jurídica y representante legalmente acreditado. 


 

Estamos Construyendo el Significado y la Narrativa de la Comunicación, Periodismo, Televisión Inclusiva donde no existe Deporte Invisible ni Audiencias Excluídas.  

       
 Deporte Visible 2020 - Sociedad para Todos Premio BID Inclusión. 



miércoles, 25 de junio de 2014

El Mejor Colombiano .....


Inspirar a una nueva generación 

El Mejor Colombiano

"Esta sociedad tiene sed de grandeza". Madiba.




  • Estados mentales de excepción. Oportunidad magnífica. 
  • El efecto Peckerman
  • Lo mejor, la alianza de humanidad, bondad, capacidad. 




Escrito por Hernando Ayala M.  Periodista


Hablan distinto, en clave de humildad y conciencia colectiva. Desdén, arrogancia y triunfalismo, son significados que no existen en su mapa mental y de conducta. Tienen un discurso apacible, propio de un momento específico. Comprendieron su gran responsabilidad y oportunidad de construir la mejor identidad, en una sociedad ávida de lo mejor. Hacen gala de una ética individual de armonía y compromiso. Suman una moral colectiva con el blindaje de la seriedad y el rigor en el trabajo y el actuar.   En el corazón del espectáculo y la euforia, hay una dimensión humana novedosa, inspiradora.  Algo y alguien les insufló la convicción de todo lo que pueden alcanzar con el comportamiento ideal.  "Hay que desmotivar esas comparaciones porque cada momento tiene su historia y sus méritos" , responde en rotunda coherencia el Señor Peckerman, cuando le preguntan cual selección es mejor.  Hay un efecto excepcional que tiene en trance a una colectividad.  Sencillamente un momento y un estado mental inspirador. 

Vuelve el alma al cuerpo. Este colectivo que tiene fascinada a la colombianidad, inspira una idea renovadora, refrescante de la dignidad de ser hijo de esta tierra. Generaciones enteras, demasiados seres humanos con nuestro sello nacional, crecieron convencidos de que éramos una vergüenza, que el único camino era la avivatez y avilantez del sálvese quien pueda. Llegar a creer que celebrar un hecho feliz requería patanería, agresión, violencia, morir. "No nacimos pa' semilla"  o  "no nacimos para ser felices", leí y escuché en más de una ocasión. No había referentes de respeto, capacidad, dignidad, en demasiados contextos sociales de nuestra geografía. Qué decir del deplorable, insolente y repugnante mal ejemplo de las formas de la política negocio de los presuntos líderes políticos con mayor ruido y rating. "Todo es torcido", es un imaginario que persiste en muchos entornos. "Somos una sociedad enferma" es otro lugar común que nos enrostramos.  En un estado mental colectivo bipolar, vivimos en los extremos y excesos. "Un día somos los mejores del orbe y al otro somos lo peor", es otro estigma auto impuesto. Amén del matoneo mediático con estigmas humillantes que pretenden poner sobre cada colombiano como el hierro caliente para marcar el ganado. El trino (Tweet) de la ex embajadora holandesa,  botón para la muestra. 

Toda una construcción ética individual para una moral colectiva hacia metas trascendentes, encuentra una oportunidad en el momento que está viviendo Colombia, por cuenta otra vez de sus deportistas. Le está pasando a esta sociedad algo de gran trascendencia. Estamos asistiendo al nacimiento de símbolos, significados, referentes, paradigmas,  esenciales en este momento de la vida como sociedad.  Giro de Italia  y Brasil 2014  son dos escenarios para la dignidad y la excelencia colombiana, basada en el sacrificio, la disciplina, la empatía y sincronía de las mejores capacidades. Brillante momento con  "los astros alineados" para salir del pantano y avanzar. Para gestar y formar el  mejor colombiano posible. 

Que los expertos del fútbol hagan sus cálculos y análisis técnicos sobre los resultados. Esta oportunidad de construir sociedad con el cargamento de buen ejemplo que significan los atletas colombianos y su excepcional momento, tiene demasiado capital social para invertir en los diversos ámbitos. Oportunidad para convencernos todos de lo mejor que podemos lograr. Vamos a mirar las buenas ideas y opciones, una  a una, que siembran entre los colombianos, este momento brillante que hoy vivimos.  Una lección esencial,  aprender a comportarnos en colectividad.  ¡ Qué gran momento, otra vez por cuenta del deporte !. 





Humanidad: Que sancionen disciplinariamente a Luis Suarez, el crack uruguayo con el balón, pero huérfano de comportamiento. Pero que no lo destruyan. El maestro Washington Tabares no puede justificar el acto de su jugador en un Uruguay  "Suarezdependiente". Pero de ahí a lapidar y acabar con un ser humano, tampoco corresponde.  Jamás error se corrigió con error peor.  Formación es el antídoto contra todo lo antideportivo que pueda haber. 

 

Estamos Construyendo el Significado y la Narrativa de la Comunicación, Periodismo, Televisión Inclusiva donde no existe Deporte Invisible ni Audiencias Excluídas.  

       
 Deporte Visible 2020 - Sociedad para Todos Premio BID Inclusión. 

viernes, 2 de mayo de 2014

¿ Habemus Ley del Deporte, Recreación, Cultura y Actividad Física en Colombia 2014 ?


                                    

¿ Cómo va la construcción de la nueva ley marco, "la constitución " del deporte colombiano ? 
¿ Quienes deben quedar incluidos con nombre propio en la nueva norma legal ? 
¿ Qué hay sobre la seguridad social de los deportistas ?. 
Análisis Editorial de INSPIRE Comunicación, Periodismo. Análisis e Investigación. 
Periodista Analista, Hernando Ayala M.  INSPIRE Deporte Visible 2020 para Todos.
Click sobre la imagen.  INSPIRE EDITORIAL ENLACE
       
 Deporte Visible 2020 - Sociedad para Todos Premio BID Inclusión. 




domingo, 27 de abril de 2014

¿ Es el periodismo deportivo el mismo de hace 30 años ?

 


Desafío Colombia a Río 2016

Periodismo para una potencia deportiva

Construir cultura y ciudadanía deportiva  con una mirada de deporte proceso social desde el periodismo, es el deber ser en la prospectiva del servicio profesional de informar y contar la diversidad deportiva. 

  
Escrito por Hernando Ayala M.  Periodista. *

¿Puede ser un país potencia deportiva sin ciudadanía ni periodismo en sintonía con  esta realidad?

En el entorno del proceso hay periodistas, pero ¿hay suficiente periodismo equilibrado y equitativo en la diversidad deportiva?





La historia del comportamiento periodístico en los eventos multideportivos del olimpismo se repite cada vez que Colombia participa. En Santiago de Chile 2014,   Cali World Games 2013 y  Lima Juegos Bolivarianos 2013  por primera vez  Colombia ganador del título colectivo en el área, en esos eventos la lógica de la industria mediática tradicional se repitió. Aparte del fugaz registro y descripción de resultados, siguen sin llegar las historias de los campeones, los nuevos talentos y su proceso formador de valores y modelo humano. Siguen siendo atletas de alto rendimiento sin rostro en los medios.
  
¿Resignarse a mirar con impotencia el mismo periodismo deportivo de hace treinta años? o dejar de lado la sorda discusión estéril sobre el periodismo convencional, de fórmula tradicional que promete permanecer inmodificable en razón de la diversidad de variables que condicionan su realidad mediática,  es la premisa base para acceder a una visión prospectiva de  cual periodismo acompañará a Colombia  a alcanzar su meta decenal de consolidarse como auténtica potencia deportiva en el concierto internacional.  La tozuda realidad del periodismo industrial en la economía global en su lógica empresarial de mercado, plantea un escenario inmutable por tiempo indefinido. La realidad no será transformada desde ese ámbito.  

El periodismo enfrenta con todo rigor hoy sus propios avatares para reinventar y repotenciar su función y relevancia como servicio social. Ese escenario pareciera indiferente para el periodismo convencional, tradicional en los medios industriales. En la oferta de contenidos, enfoques, abordajes, agenda informativa, se advierte una lógica inmodificable.  La discusión y evolución debe ser resuelta en otra parte. 

Alcanzar la estatura de auténtica potencia deportiva con fuerza de cultura, incluye para un país como Colombia la necesidad de contar con un ejercicio comunicativo e informativo, fiel  y veraz  como puente entre  actores del proceso deportivo y  audiencias que son el público por el cual y para el cual existen y tienen su razón de ser los campeones.  Para el atleta de máximo rendimiento también cuenta el público. Imaginar un escenario deportivo excluyente  sin  gente, en rol de espectadores y seguidores, es algo así como pretender  el mundo de estrellas del espectáculo y entretenimiento sin  clientes, en actitud  autista. Falta demasiado periodismo en medio de la abundancia de periodistas. 


Otras narrativas y dimensión inclusiva del periodismo en el deporte

El periodismo que requiere una potencia deportiva, en sus diferentes ámbitos, con énfasis en el proceso olímpico como gran medidor e indicador de los avances en el máximo rendimiento, tiene que empezar por activar, practicar y desarrollar capacidad creativa, narrativa, e innovadora para llegar a ser creíble y tener relevancia  en cada una de las múltiples audiencias que con criterio y mayor competencia comunicativa, busca aportes serios en este servicio.  La precariedad y escasez propia de un periodismo deportivo descriptivo y de registro que solo da cuenta del minuto y el resultado, que navega sobre la ola del momento, exitismo y triunfalismo cuando la coyuntura es feliz y heroica,  o derrotismo, pesimismo y palo para el deportista cuando el momento es malo, ese ejercicio maniqueo bipolar de  héroes y villanos, pegado de la dictadura del resultado,  es cada día más solitario y menos creíble.  Los usuarios de la información, las audiencias son cada día más calificadas, con mayor capacidad de pensamiento crítico.  El periodismo hacia adelante  debe ser  en equilibrio, menos emocional  y más racional.   "El periodismo deportivo es muy escaso. Abundan los periodistas en gran número,  haciendo lo mismo", dice Javier Salvador, referente citado por Mauricio Jaramillo en sus diálogos virtuales,  sobre periodismo deportivo.

Cultura olímpica, ciudadanía y periodismo

Se requiere periodismo de contexto, profundidad, vocación investigativa y diversidad narrativa.  El periodismo coyuntural, sin consistencia, coherencia ni compresión del deporte como proceso social constante, en cada gran acontecimiento de alta competencia multideportiva del ciclo olímpico, desnuda desconocimiento y poca información sobre la diversidad de disciplinas deportivas que no forman parte del deporte rentado y que se ven sometidas a un modelo de gestión de mayor dificultad por ausencia de visibilidad, patrocinio deportivo, disponibilidad de recursos. 

El deporte olímpico está repleto de significados y valores que van mucho más allá de un resultado y es necesario comprender y saber explicar con un discurso periodístico mucho más amplio,  los alcances, matices y elementos de este contexto deportivo.  Ese servicio está ausente en el ejercicio informativo común en el escenario mediático tradicional. 

Para Luz Cristina López, Directora Académica del Comité Olímpico Colombiano, "hay desarrollo incipiente en el periodismo aplicado al deporte olímpico. El olimpismo es mucho más que un resultado. La esencia de la lectura del deporte olímpico con todas sus implicaciones, significados y comprensión, no están presentes en el manejo periodístico  habitual  en medios. Es necesario mayor conocimiento y cultura sobre el significado del proceso olímpico que es en esencia  educación en valores". 

Carlos Cruz, un periodista joven con trayectoria en el sistema olímpico, dice que para hacer periodismo sobre el deporte de alto rendimiento en el ámbito del olimpismo, hay que comenzar por conocer los deportes.  Los cubrimientos informativos en el ciclo olímpico reflejan mucho desconocimiento de la diversidad de disciplinas. Es indispensable  conocer y manejar la información básica de cada deporte, para profundizar mucho más y dejar de  lado la superficialidad que caracteriza ese ejercicio periodístico.

Competencias en la convergencia transmedial de formatos, tecnología y discurso específico por audiencias

Repetidos y parecidos en formatos, estilos, tonos narrativos, es el panorama mediático. Es común ver el relato descriptivo radiofónico trasladado a las pantallas televisivas. En los medios audiovisuales la tendencia es a hacer radio en los distintos espacios. En los medios escritos  el espacio y contexto para la información sobre deportes de bajo rating, es reducido.  

El periodismo contemporáneo que necesita una potencia deportiva para su consolidación,  debe vincularse de manera eficaz, veraz y creíble, con la realidad de los medios sociales en un diálogo interactivo pertinente con cada una de las audiencias. Es ahí el territorio de la comunicación actual.  Los periodistas que quieren estar a la altura de la potencia deportiva  que buscamos ser, tienen que apropiar manejo de recursos, formatos y lenguajes de la convergencia transmedial, donde no en todas partes funciona una sola narrativa repetida ni se puede hacer descripción radial como es el común denominador. Hay que asumir lenguajes y narrativas apropiadas para cada uno de los diversos canales y herramientas del entorno digital. 

El periodismo para una potencia deportiva debe tener en el foco contenidos veraces y eficientes, sintonía con cada audiencia con sus significados y sentidos;  formatos, tonos y narrativas para cada comunidad y audiencia por deporte.  

Desafíos de un periodismo para una Potencia Deportiva en Río 2016

En resumen, el proceso integral, sólido, armónico, coherente de construcción de una auténtica potencia deportiva en la sociedad de la información  donde todo mundo hoy puede hacer lo que hacía el periodismo austero de los recientes treinta años, tiene que avanzar hacia alcanzar  una realidad con estos factores: 

1. Más periodismo de contexto que comprenda, estudie y conozca el deporte como proceso social y su hondo calado en la formación de sociedad. 

2. Formación periodística en Cultura Olímpica. Conocimiento de los deportes del proceso olímpico.  

3. Más periodismo investigativo verdadero. Profundidad informativa. Relatos de historias del proceso deportivo del atleta.

4. Pasar de la fase de opinión publicada a formación de masa crítica para el deporte con abundante opinión pública.  

5. Amplia diversidad de audiencias calificadas.

6. Competencia y capacidad para el desarrollo de narrativas en la era transmedial. Distintos medios, canales, formatos, diferentes lenguajes y formas de contar la realidad.

7. Mayor preparación en manejo y contraste de fuentes. Menos periodismo de una sola fuente. 

8. Menos periodismo de coyuntura y exitismo. Mayor veracidad y credibilidad con menos periodismo de entretenimiento. 

9. Suficiente periodismo  socialmente responsable, constante, con coherencia y continuidad. 

10. Periodismo sintonizado con la formación de cultura y ciudadanía olímpica. 

** Preguntas al margen sobre la realidad del periodismo deportivo:

¿Es el periodismo deportivo de hoy el mismo de hace 30 años?
¿Dónde está la innovación en las narrativas?
¿Qué pasa con el periodismo de camiseta, partidario, activista o militante?
¿Hay vida para el periodista más allá del fútbol?
**Interrogantes tomados de los diálogos virtuales de periodismo, con Mauricio Jaramillo. 





* Contenido elaborado para Revista Olímpica  por Deporte Visible 2020.  
       
 Deporte Visible 2020 - Sociedad para Todos Premio BID Inclusión. 




Seguidores